Famosas Pinturas Impresionistas por Yayoi Kusama

English Deutsch Español

Français Português Italiano

+1 (707) 877 4321

+33 (977) 198 888

Envío gratis. Devolución gratuita Todo el tiempo. Ver detalles.

YayoiKusama

Yayoi Kusama (草間 彌生 o 弥生, Kusama Yayoi?, nacida el 22 de marzo de 1929) es una artista y escritora japonesa. A lo largo de su carrera, ha trabajado con una gran variedad de medios incluyendo: pintura, collage, escultura, arte performance e instalaciones, la mayoría de los cuales exhiben su interés temático en la psicodelia, la repetición y los patrones. Kusama es una precursora de los movimientos del arte pop, minimalismo y arte feminista e influenció a sus contemporáneos, Andy Warhol y Claes Oldenburg. ​ A pesar de haber sido olvidada después de que dejó la escena del arte neoyorquino a principios de la década de 1970, Kusama es reconocida actualmente como una de las artistas más importantes que haya salido de Japón y una voz muy importante del avant-garde.
Nació en Matsumoto (Nagano) en una familia clase media alta de comerciantes de semillas, ​ Kusama comenzó a crear arte desde una edad muy temprana, lo que la llevó a estudiar Nihonga (pinturas de estilo japonés) en Kyoto en 1948. Frustrada con este estilo japonés, ella se interesó en el avant-garde americano y europeo, montando varias exhibiciones solistas de sus pinturas en Matsumoto y Tokyo durante la década de 1950. En 1957 se mudó a los Estados Unidos, estableciéndose en la ciudad de Nueva York donde produjo una serie de pinturas influenciadas por el expresionismo abstracto. Kusama cambió a la escultura y la instalación como sus medios principales y se convirtió un elemento fijo del avant-garde de Nueva York con sus trabajos expuestos al lado de Andy Warhol, Claes Oldenburg y George Segal a principios de la década de 1960 cuándo la artista se asoció al movimiento del Arte pop. Acogiendo el ascenso de la contracultura hippie de finales de los años sesenta, Kusama llamó la atención del público cuando organizó una serie de happenings en los cuales se pintaba a participantes desnudos con lunares de colores brillantes.
En 1973, Kusama se mudó de vuelta a Japón, donde ella encontró una escena del arte mucho más conservadora que la de Nueva York. Ella se convirtió en marchante de arte pero su negocio fracasó años después; más adelante padeció de problemas psiquiátricos y en 1977 se internó voluntariamente en un hospital, donde ella ha vivido el resto de su vida. Desde entonces, ella continúa produciendo obras de arte en diferentes medios y lanzó su carrera literaria con la publicación de varias novelas, poesía y una autobiografía.
El trabajo de Kusama está basado en el arte conceptual y muestra algunos atributos del feminismo, minimalismo, surrealismo, arte marginal, arte pop, y expresionismo abstracto, además de estar fusionado con contenido autobiográfico, psicológico y sexual. Kusama también es una novelista y poeta publicada, y ha creado trabajos notables en filmes y diseño de moda. Retrospectivas de gran tamaño e importancia han sido expuestas en el Museo de Arte Moderno de Nueva York, el Museo Whitney de Arte Estadounidense, y el Tate Modern, mientras que en 2008 Christie's en Nueva York vendió una de sus obras en $5.1 millones de dólares, un récord para un artista mujer con vida. ​
Nacida en Matsumoto (Nagano), fue la cuarta hija de una familia próspera y conservadora, ​ cuyo bonanza provino de la venta de granos, ​ Kusama ha experimentado alucinaciones y pensamientos severamente obsesivos desde su niñez con tendencias suicidas. Confiesa que cuando era pequeña sufrió de abuso físico por parte de su madre. ​ En 1948, se fue de su hogar para entrar en la Escuela Municipal de Artes y Artesanías de Kyoto, donde estudió Nihonga, un estilo riguroso desarrollado durante la Era Meiji; Se graduó el año siguiente. ​ Odiaba la rigidez del sistema maestro-discípulo donde los estudiantes debían empaparse de tradición a través del sensei. "Cuando pienso en mi vida en Kyoto," ella decía, "me dan ganas de vomitar." ​
Para 1950, Kusama representaba formas naturales abstraídas en acuarela, gouache y aceite en papel, principalmente. Ella comenzó a cubrir superficies (Paredes, pisos, canvas y más adelante objetos del hogar y cuerpos desnudos) con lunares, los cuales se convertirían en la marca personal de su trabajo. Los vastos campos de lunares o "redes infinitas", como ella las llamaba, eran extraídas directamente de sus alucinaciones. La obra más antigua en la que incorporó estos lunares fue a la edad de diez años en un dibujo en 1939, en el cual la imagen de una mujer japonesa vestida con un kimono (se cree que es la madre de la artista) está cubierta y oculta por manchas. ​ Su primera serie a gran escala, algunas veces alcanzando más de 30 pies- de largo, ​ Redes Infinitas, estaban completamente cubiertas en una secuencia de redes y lunares que hacían alusión a sus alucinaciones. A principios de la década de 1960, Kusama comenzó a cubrir objetos tales como: escaleras, zapatos y sillas con protuberancias fálicas. ​ A pesar de la atención al detalle y lo intrínseco de sus dibujos, los terminaba rápidamente y en bulto, estableciendo un ritmo de productividad que aun mantiene. También estableció otro tipo de hábitos, como el de ser fotografiada con sus trabajos nuevos. ​

Más...


Mostrar Más